Como la brisa (VIDEO canción)

 

Los invito a ver el video! Una de mis canciones preferidas.

 

 

Escuhando ésta canción puedes comenzar a orar
, puedes llamar al Espíritu Santo mediante ésta letra y la música. Y sentirás su presencia y su Amor.

 

Si tú escuhas la canción y dices en tu interior o la cantas con un sentimiento verdadero de querer llamar a Dios, que el Espíritu Santo se manifieste realmente en ese momento. Seguro sentirás la presencia de Dios. Yo lo que siento es calor intenso en el corazón, dulce y suave, paz y tranquilidad inunda mi corazón y mis pensamientos, siento que Dios me está amando, su Amor lo siento dentro, justo en el corazón. Siento que me abraza, como si me dijera “Yo te conozco desde siempre, Yo te amo asi tal cual sos, YO TE AMO!!!”

 

Y ese amor que siento de El, me emociona, me tranquiliza, me sana… La sensación de venida del Espiritu Santo a mi corazón lo podría asemejar al sentimiento de estar enamorada de alguien muy intensamente…

 

LETRA
Abro el corazón y las ventanas
Cuando empieza la mañana
por si quieres hoy venir
Eres como el viento que no avisa
cuando sopla y trae la brisa
Ven y sopla sobre mi
Y mi corazón vuelve a latir
Y se renueva si estas aqui
Y mi corazón vela por Ti
Por que te espera, vuelve a venir

Espíritu de Dios ven a mi vida
Como lluvia que tardó
Y al desierto vida dió
Desciende sobre mi
Como la brisa
Que destile sobre mi
Tu poder en mi haz fluir

¿Está mal si quiero ser rico?

“Los que quieren ser ricos caen en tentaciones y trampas; un montón de ambiciones locas y dañinas los hunden en la ruina hasta perderlos. Debes saber que la raíz de todos los males es el amor al dinero. Algunos, arrastrados por él, se extraviaron lejos de la fe y se han torturado a sí mismos con un sinnúmero de tormentos” (1 Tim 6, 9-10)

“Exige a los ricos que no sean arrogantes ni confíen en las riquezas, que son siempre inseguras; que más bien confíen en Dios, que nos proporciona todo generosamente para que lo disfrutemos. Que practiquen el bien, que se hagan ricos en buenas obras, que den de buen corazón, que sepan compartir. De esta forma amontonarán un capital sólido para el porvenir y conseguirán la vida verdadera.” (1 Tim 6, 17-19)

 

Lo que nos enseña Jesús es no ser esclavos del dinero y saber compartir.

Además, el rico proclamado dichoso por la Biblia es el que no anda detrás del oro, no peca con él ni hace el mal; lo aprovecha para hacer cosas admirables. (fuente: página web catholic.net) Como por ejemplo ayudar a los más necesitados, o hacer obras de caridad con ese dinero que posee. “El rico que da con amor y caridad verdadera, es el que se hace amar y no envidiar del pobre” (Libro “La Palabra continúa”)

Jesús nos enseña que no se debe depositar toda nuestra confianza SÓLO en el dinero. Pensar que nuestro porvenir y felicidad depende ÚNICAMENTE del dinero. Porque, en realidad, todo depende de la providencia de Dios. Lo que no quiere decir que nos sentemos de brazos cruzados a esperar tener dinero, porque Dios  nos hizo libres para que nosotros podamos administrarnos.

Dios no nos prohibe tener cosas materiales o tener dinero, no nos pide vivir en la extrema pobreza para acercarnos a El. Porque eso nos perjudicaría mucho, no podríamos crecer y desarrollarnos correctamente… Sólo nos pide que no seamos esclavos del dinero.

¿qué quiere decir ser esclavos del dinero? Que el dinero es tu única preocupación, que es lo que te dá la certeza y única firmeza en la vida, que es el sentido y fin de tu vida, que si lo pierdes pierdes también el sentido de tu vida, que todo se te desmorona por haber perdido tu dinero o cosas materiales.

Hay que confiar en Dios, El proveerá, si confías en El,  y poner toda tu seguridad en El, te ayudará. Aunque, también tienes que ocuparte de ser proveedor de tus ingresos.

Una vez leí en un libro, que decía que imaginemos a una persona que para seguir a Jesús y vivir como El quiere, se deshizo de todas sus cosas materiales y de todo su dinero y conservó solamante una flor. Jesús estaría en desacuerdo, si esa flor única flor que posee la hace esclavo de ella , si sólo piensa en ella, y no lo deja ser libres y felices por la preocupación que genera esa posesión.

Asi que no está en la cantidad de cosas o dinero que poseamos, sino en nuestra actitud hacia ellas y lo que hacemos con el dinero y con las cosas. Seamos libres, no seamos esclavos del dinero. Busquemos más bien las cosas del Cielo, y por añadidura se nos dará las demás cosas.

A veces nuestro esfuerzo humano no alcanza, hay que pedir ayuda a Dios, y el auxilia, yo lo afirmo y lo creo con toda seguridad…

¡Confíen en Dios! ¡Depositen todas sus preocupaciones económicas en El! ¡Pidanle ayuda! El los asistirá en el momento y de la forma en que El lo crea conveniente…

Dios sabe lo que necesitamos antes de que se lo pidamos

Autora: Marilyn

Veamos qué nos dice Jesús en La Biblia…

(describiré citas y su explicación que figura en letra chica debajo de las citas)

En Mc 10,17-22 2 “JESÚS Y EL HOMBRE RICO”, cuenta el encuentro de Jesús con un joven rico que le pregunta qué tiene que hacer para conseguir la vida eterna, pero Jesús no tiene ningún mandamiento nuevo que enseñar de los dichos en el Antiguo Testamento. Entonces Jesús le propone que siga, a partir de ese momento, otro camino; que adopte otra manera de ser más libre, haciéndose seguidor e imitador suyo. Cuando Jesús le aconseja al joven rico que venda todo lo que tiene, no se debe interpretar en forma literal, porque en realidad quiere decir que la felicidad no consiste en dejarlo todo, sino en hacerse libre de todo para entregarse a Cristo.

………………………………………………………………………………………………………….

En Lc 16, 19-31 “EL RICO Y LÁZARO”, cuenta que “había un hombre rico que vestía ropa finísima y comía regiamente todos los días. Había también un pobre, llamado Lázaro, todo cubierto de llagas, que estaba tendido a la puerta del rico. Hubiera deseado saciarse con lo que caía de la mesa del rico…” Luego se cuenta que ambos murieron, el pobre fue al cielo y el rico al infierno. Ahora bien, la explicación en La Biblia dice algunos desearían saber cuál fue el pecado del rico para que fuera condenado al infierno. ¿Acaso  negaba a Lázaro las migajas de su mesa? Pero eso no lo dice el Evangelio: sencillamente el rico no veía a Lázaro echado a su puerta. Es decir,  no quiere decir que los ricos se van al infierno, porque al hombre rico de la historia lo condenó su comportamiento avaro y egoísta con el dinero, y NO el hecho de ser un hombre rico.

………………………………………………………………………………………………………

En Lc 12, 13-21 “NO ESTÁ LA VIDA EN EL POSEER” Jesús cuenta la historia de un hombre rico, que tenía campos que le habían producido mucho. Entonces decide construir grandes graneros para acumular todas sus cosechas allí, y entonces se aseguraría su porvenir y ya no tendría que preocuparse. Pero Dios dijo “¡Pobre loco! Esta misma noche te van a reclamar tu alma. ¿Quién se quedará con lo que has preparado? Esto vale para toda persona que amontona para si misma en vez de acumular para Dios”. Es decir, esta cita habla sobre la codicia. La explicación de La Biblia dice que “no se trata de que vivamos resignados en la mediocridad o la miseria, de que estemos conformes con dormir diez personas en la misma pieza o marginados de la educación. Pues sabemos que todo esto impide el desarrollo de las personas conscientes de su dignidad y de su vocación divina”. “Que tu preocupación por obtener lo que te falta no te haga descuidar lo que hoy te daría vida”. “El que trabaja para Dios sabe encontrar su felicidad en el momento”.

¿Que quiere decir todo esto?, que Dios no nos pide que vivamos en la pobreza o que resignemos totalmente las cosas materiales y el dinero, sino que nos pide que no acumulemos innecesariamente, que no seamos esclavos de cosas materiales, que no nos “atemos” a esas cosas, El quiere que seamos libres y que seamos felices en este momento, y no que estemos preocupados e inquietos por el futuro. Dios determina cuando nos vamos con El, nadie tiene comprada su vida… y al fin y al cabo, todo depende de la voluntad de Dios.

En Mt 6, 19-21 nos dice “NO JUNTEN TESOROS Y RESERVAS aquí en la tierra, donde la polilla y el óxido hacen estragos, y donde los ladrones rompen el muro y roban. Junten tesoros y reservas en el Cielo, donde no hay polilla ni óxido para hacer estragos, y donde no hay ladrones para romper el muro y robar.” Y la explicación de La Biblia dice:

“Entendámonos:el dinero y la cuenta bancaria son medios necesarios para la sociedad moderna y no se trata de condenarlos; como con todos los medios, se puede hacer de ellos un uso bueno o malo. Pero el dinero es el medio para tener todo lo demás; más aún, es lo que se pone a resguardo para asegurar el porvenir. Servir al dinero es contar con él para pasarlo bien en el presente para asegurar nuestro porvenir, siendo que, en realidad, todo depende a cada instante directamente de Dios.

La explicación de La Biblia para ésta cita agrega: “Mientras sólo pensemos en asegurar el porvenir como buenos avaros de la cuenta del banco seremos incapaces de vivir verdadera y libremente: descuidaremos nuestro progreso personal y el de nuestros familiares, callaremos ante el mal y la mentira, nos desentenderemos de los compañeros y nos arrastraremos ante los de arriba.”

………………………………………………………………………………………………………..

En Mt 6, 24-34 “PONER LA CONFIANZA EN DIOS Y NO EN EL DINERO” En esta cita nos aconsejan no andar preocupados con problemas de alimentos o de ropa “¿no es más importante la vida que el alimento y más valioso el cuerpo que la ropa? Fíjense en las aves del cielo: no siembran, ni cosechan, no guardan alimentos en graneros, y sin embargo el Padre del Cielo, el Padre de ustedes, las alimenta. ¿No valen ustedes mucho más que las aves?” “No anden tan preocupados no digan: ¿tendremos alimentos?, o ¿qué beberemos? o ¿tendrenos ropas para vestirnos?. Los que no conocen a Dios se afanan por todas  esas cosas, pero el Padre del Cielo, Padre de ustedes, sabe que necesitan todo eso. Por lo tanto, busquen primero el Reino y la Justicia de Dios, y se les darán también todas esas cosas.”

La explicación de La Biblia para ésta cita dice “No anden tan preocupados… Después de habernos inquietado porque falta el dinero, porque vamos a pasar un mal rato, porque se demoran los trabajos, nos sentimos avergonzados con sólo encontrar una de esas personas sencillas que acaban de compartir con otros más pobres lo último que tenían y no por eso se ven afligidos ni tampoco creen haber hecho algo grande. Liberación es toda la obra de Dios en la historia, pero

¿tendremos bastante fe para liberarnos de tantas preocupaciones?


¡El Papa nos anima a seguir! (consejos)

(FUENTE: diario argentino “Clarin”)

Ayer, en su homilía, el Papa prosiguió dando cátedra a los jóvenes. Aseguró que “no se puede separar a Cristo de la Iglesia. La Iglesia no vive de sí misma sino del Señor. El está presente en medio de ella, y le da vida, alimento y fortaleza”.

Para que “crezca” la amistad de los jóvenes con Cristo es “fundamental” que participen de la vida de la Iglesia, “de las parroquias, comunidades y movimientos”. También “deben participar cada domingo de la Eucaristía, recibir con frecuencia el sacramento del perdón, el cultivo de la oración y la meditación de la Palabra de Dios”, remarcó.

Benedicto XVI estimuló a los jóvenes a tener un espíritu evangelizador de misioneros, “dar testimonio de la fe en los más diversos ambientes”. Ya manifestó que “no se puede encontrar a Cristo y no darlo a conocer a los demás”.

Además, recordó a los jóvenes que la Iglesia “no es una simple institución humana, sino que está estrechamente unida a Dios”, y los instó a “no dejarse seducir por las falsas promesas de un estilo de vida sin Dios”.

Renovación Carismática Católica


Es un auténtico movimiento del Espíritu Santo en nuestra época.

RECONOCIMIENTO ECLESIÁSTICO
LA RENOVACIÓN CARISMÁTICA HA SIDO RECONOCIDA COMO UN MOVIMIENTO DENTRO DE LA IGLESIA CATÓLICA POR DOS PAPAS: PABLO VI Y JUAN PABLO II.
El Papa Juan Pablo II en 1979 dijo “Yo estoy convencido de que este movimiento es un componente muy importante en la total renovación de la Iglesia.”

Es la experiencia generalizada de la presencia del Espíritu Santo entre los católicos, así como la manifestación de carismas extraordinarios como el de profecía, hablar en lenguas y las sanaciones, aparte de otros de evidente santidad, los que han caracterizado la Renovación Carismática.

 

CARISMAS (Gracias Carismáticas)

Un carisma es simplemente “una gracia dada libremente por Dios para edificar su Iglesia” en oposición a las gracias dadas para santificar al individuo.
Todos estos carismas auténticos por ello están al servicio del Cuerpo de Cristo, la Iglesia (1 Co 12,14). Como dones del Espíritu Santo, son gracias sobrenaturales mas allá del esfuerzo humano y de la naturaleza humana, algunos pueden fundamentarse en los talentos naturales del receptor (Ej. la enseñanza).

Lo que el Nuevo Testamento nos dice sobre los carismas -los cuales eran vistos como signos visibles de la venida el Espíritu Santo- no es solamente historia antigua, terminada y concluida, sino que se convierte de nuevo en algo de actualidad.
El Segundo Concilio Vaticano afirma la legitimidad de los carismas, ambos ordinarios y extraordinarios.
San Pablo da una lista de los dones en 1 Co 12. Incluye carismas ordinarios como enseñanzas y administración, así como extraordinarios como sanación, milagros y hablar en lenguas. Estas cosas por sí mismas no hacen más santa a la persona, sino que le permiten servir a otros. Finalmente la autenticidad de los carismas debe ser discernido. Es decir, Los encargados de la Iglesia deben juzgar la autenticidad y el uso propio de estos dones.

Lo que hemos visto en nuestro tiempo es la aparición en la Renovación Carismática, de un aparente derramamiento de los carismas extraordinarios.

Esto no significa que uno tiene que ser carismático, que los carismáticos son mejores católicos, ni que todos los supuestos carismas son auténticos.
Pero, como ha hecho notar el Concilio, la Iglesia debe respetar las obras de Dios, discerniendo los auténticos de los que no lo son.
Como el carisma no le da a la persona ninguna infalibilidad ni santidad especial, dada la característica especial de dichos dones, es especialmente necesario, para los individuos que los tienen, guardar la pureza de su fe y ser menos orgullosos

El místico y doctor de la Iglesia San Juan de la Cruz, nos advierte de no buscar estos fenómenos extraordinarios.

En la fe católica, la figura de la paloma representa al Espíritu Santo.

EXAGERACIÓN DE LOS CARISMAS
San Pablo en Corintos demuestra que desde muy temprano enla Iglesia, estos carismas son susceptibles a la exageración. Nos advierten de este peligro.
El discernimiento de la acción del Espíritu Santo es una necesidad constante dentro de la Iglesia y dentro de la Renovación Carismática. La autenticidad de los carismas debe ser discernido. Es decir, Los encargados de la Iglesia deben juzgar la autenticidad y el uso propio de estos dones.

 

DISCERNIMIENTO DE CARISMAS
Podemos llamar a esto la prueba doctrinal de los frutos.
La actividad del Espíritu Santo (incluídos los no católicos) debe necesariamente tender hacia la verdad Católica y la unidad (doctrina y práctica.

Los carismas son dados para la edificación de la Iglesia, no hay ninguna conexión necesaria con la santidad personal. Santos, pecadores y hasta no creyentes han manifestado estos dones.

Así que el estado moral del receptor (bueno o malo) no indica por sí mismo un verdadero o falso carisma. Estando bajo la coacción del Espíritu de Dios, no obstante el verdadero carismático no podría decir ni hacer nada contrario al Espíritu.

Los sacerdotes y laicos asociados con la Renovación deben ser los más adecuados para discernir cada caso por sí mismos, de acuerdo al criterio teológico de la Iglesia y a la prudencia. Y así definir su origen (humano o divino.

La pregunta básica hecha en oración debe ser “¿es éste evento particular un ejemplo creíble de la acción del Espíritu de Dios?

 

(Fuente: página web EWTN. Red Católica Mundial)
(Resumen de Texto Tradudido por Colin B. Donovan, STL )

Lluvia intensa interrumpe discurso del Papa (VIDEO)

En la explanada del aeródromo de Cuatro Vientos, en Madrid.
El Papa Benedicto XVI durante la vigilia, uno de los eventos centrales de la JMJ, daba su discurso frente 1.000.000 de jóvenes aproximadamente.

Cuando una fuerte tormenta, con intensos vientos interrumpió en el lugar. Con una temperatura cercana a los 40 grados durante el día.

Los asistentes taparon con un paraguas blanco al Santo Padre, que en ningún momento intentó irse del escenario, a pesar de los fuertes vientos.

Mientras los jóvenes se cubrían con paraguas, lonas de plástico, mantas y banderas, muy entusiasmados y alegres resistían a la intensa lluvia entonando gritos de:

“¡Benedicto, Benedicto!” “¡Esta es la juventud del Papa!”

“¡No pasa nada, que siga la Jornada!” y “¡Viva el Papa!”

“¡Vuestra fuerza es mayor que la lluvia!”, agradeció el Papa, y dijo
“¡Gracias por vuestra alegría y resistencia!”, “El Señor, con la lluvia, os manda muchas bendiciones. También en esto sois un ejemplo”

Autora: Marilyn

El camino de las Jornadas Mundiales de la Juventud

Sus inicios en 1984 y 1985 durante el Papado de Juan Pablo II.

Año, ciudad  sede , tema y logo de cada encuentro INTERNACIONAL.

(Además  se realiza cada año en cada dióscesis)

1984: Roma, Plaza de San Pedro, Domingo de Ramos
Clausura del Jubileo de los jóvenes en Roma con motivo del Año santo de la Redención.

1985: Roma, Plaza de San Pedro, Domingo de Ramos.
Encuentro mundial de jóvenes con motivo del Año Internacional de la Juventud

1987: Argentina, Buenos Aires
Tema «Hemos conocido y hemos creído en el amor que Dios nos tiene» (1Jn 4,16)



1989: España, Santiago de Compostela
Tema: «Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida» (Jn 14,6)

1991: Polonia, Czestochowa
Tema: «Habéis recibido un espíritu de hijos» (Rm 8,15)

1993: USA, Denver
Tema: «Yo he venido para que tengan vida y la tengan en abundancia» (Jn 10,10)

1995: Filipinas, Manila
Tema: «Como el Padre me envió, también yo os envío»(Jn 20,21)

1997: Francia, París
Tema: Maestro ¿dónde vives? Venid y veréis» (Jn 1,38-39)

2000: Italia, Roma
Tema: «La Palabra se hizo carne, y habitó entre nosotros» (Jn 1,14)

2002: Canadá, Toronto
Tema: «Vosotros sois la sal de la tierra…Vosotros sois la luz del mundo» (Mt 5, 13-14)

2005: Alemania, Colonia
Tema: “Hemos venido a adorarle” (Mt 2,2)

2008: Australia, Sydney
Tema: «Recibiréis la fuerza del Espíritu Santo, que vendrá sobre vosotros, y seréis mis testigos» (Hch 1,8)

2011: España, Madrid
Tema: «Arraigados y edificados en Cristo, firmes en la fe»  (Col 2, 7)


La próxima JMJ será en 2013 en Brasil, Río de Janeiro.

Jornada Mundial de la Juventud (despedida del Papa)


Parte del discurso de despedida del Santo Padre Benedicto XVI.

El papa Benedicto XVI durante la ceremonia de despedida en el aeropuerto de Barajas, tras su estancia en la capital con motivo de la XXVI Jornada Mundial de la Juventud.

” Estos días pasados en Madrid, con una representación tan numerosa de jóvenes de España y todo el mundo, quedarán hondamente grabados en mi memoria y en mi corazón.”

“Y no puedo dejar de dar las gracias de todo corazón a los jóvenes por haber venido a esta Jornada, por su participación alegre, entusiasta e intensa. A ellos les digo: Gracias y enhorabuena por el testimonio que habéis dado en Madrid y en el resto de ciudades españolas en las que habéis estado. Os invito ahora a difundir por todos los rincones del mundo la gozosa y profunda experiencia de fe vivida en este noble País. Transmitid vuestra alegría especialmente a los que hubieran querido venir y no han podido hacerlo por las más diversas circunstancias, a tantos como han rezado por vosotros y a quienes la celebración misma de la Jornada les ha tocado el corazón. Con vuestra cercanía y testimonio, ayudad a vuestros amigos y compañeros a descubrir que amar a Cristo es vivir en plenitud.”

“Hemos podido comprobar también cómo la gracia de Cristo derrumba los muros y franquea las fronteras que el pecado levanta entre los pueblos y las generaciones, para hacer de todos los hombres una sola familia que se reconoce unida en el único Padre común, y que cultiva con su trabajo y respeto todo lo que Él nos ha dado en la Creación.”

“Los jóvenes responden con diligencia cuando se les propone con sinceridad y verdad el encuentro con Jesucristo, único redentor de la humanidad. Ellos regresan ahora a sus casas como misioneros del Evangelio, «arraigados y cimentados en Cristo, firmes en la fe», y necesitarán ayuda en su camino.”

No hay que desanimarse ante las contrariedades que, de diversos modos, se presentan en algunos países. Más fuerte que todas ellas es el anhelo de Dios, que el Creador ha puesto en el corazón de los jóvenes, y el poder de lo alto, que otorga fortaleza divina a los que siguen al Maestro y a los que buscan en Él alimento para la vida. No temáis presentar a los jóvenes el mensaje de Jesucristo en toda su integridad e invitarlos a los sacramentos, por los cuales nos hace partícipes de su propia vida.”

“Que la alegría del Señor colme siempre vuestros corazones. Muchas gracias.”

¡Ayudemos a difundir La Palabra de Dios!

(Fuente: Libro “Confesiones de San Agustín de Hipona”)

Imitemos a San Agustín, que gran parte de su preocupación pastoral estuvo dirigida a combatir los errores doctrinales que viciaban la esencia del mensaje evangélico y ponían en peligro la fe de la gente.

“La fe no requiere una justificación exterior a ella misma. Por eso, proclama el lema: CREO PARA ENTENDER. Es una decisión fundamental en el proceso de búsqueda del sentido de la propia vida.”

“Más le vale encontrarte sin haber resuelto tus enigmas, que resolverlos y no encontrarte”

¿Cómo podría creer en Ti si nadie te predica? Si lo buscan lo habrán de encontrar”

“¡Ay de aquellos que callan de ti! Porque tienen el don de la palabra y se han vuelto mudos”

“¿Cómo dejamos que los que nada saben se encamine y sonsigan el Cielo por la fuerza, mientras nosotros, con toda nuestra ciencia, languidecemos atrás, cobardes e insensibles, empantanados en nuestros pecados?”

Jóven enseñando a un grupo de personas

……………………………………………………………………………………………………

San Agustín era un jóven que se dejaba llevar por las pasiones, era mujeriego y seductor. Pero luego se dió cuenta que sentía un vacío en su corazón que ningún amorío con mujeres lo podía llenar. Se dío cuenta que necesitaba el Amor de Dios.

Gran parte de su preocupación pastoral fue combatir los errores doctrinales que hacían que la gente dudara de la fe.

Invito a que sigamos el ejemplo de San Agustín, nosotros también hemos sido tocados por Dios, y llenos de su sabiduría. Compartamos con otras personas nuestros conocimientos y nuestra fe, para que otros que se sientan perdidos, tristes y desanimados puedan también encontrar la plena felicidad y sentido de la vida, que sólo Dios la puede dar. No dejemos que los jóvenes se confundan, difundamos la verdadera Palabra del Señor.

El lema de San Agustín es “CREO PARA ENTENDER”. La fe no requiere una justificación externa. No permitamos que nos agoten pidiéndonos explicaciones lógicas e intelectuales de nuestra fe. Primero creemos, luego entendemos.

¿Cómo lo van a conocer a Dios si nadie lo predica? ¡Hagámoslo nosotros!, cómo podamos, con los medios que disponemos. Si no lo hacemos nosotros nadie más lo hará. O enseñarán sobre la fe personas que no están muy preparadas, en cambio, nosotros por miedo o verguenza no lo hacemos… ¡Anímense por favor! ¡Los jóvenes nos necesitan para conocer a Dios!

No nos sintamos solos, formamos parte de la gran familia de la Iglesia, de la gran familia de la comunidad cristiana.

Hay muchos jóvenes que tienen urgencia en encontrar a Dios, de encontrar el sentido de sus vidas, ¡hay muchos jóvenes que hasta piensan en el suicidio! Si lo conocieran a Dios esa idea se les iría ese pensamiento, porque sentirían el profundo amor de Dios hacia ellos, y se sentirían útiles para El, sabrían que son valiosos instrumentos para hacer una civilización de amor.

Autora: Marilyn

¡Anímense jóvenes! ¡Hablen de Dios!

¡Prediquemos juntos la Palabra del Señor!


Ánimo jóvenes! la Iglesia cuenta con nosotros!

(Fuente: Parte del Mensaje del Santo Padre Benedicto XVI para la  Jornada Mundial de la Juventud, en Madrid, agosto de 2011)   



“Hemos fijado nuestro encuentro en Madrid, con el lema: <Arraigados y edificados en Cristo, firmes en la fe> (Col 2,7)”

“Desear algo más que la cotidianidad regular de un empleo seguro y sentir el anhelo de lo que es realmente grande forma parte del ser joven. ¿Se trata sólo de un sueño vacío que se desvanece cuando uno se hace adulto? No, el hombre en verdad está creado para lo que es grande, para el infinito. Cualquier otra cosa es insuficiente. San Agustín tenía razón: nuestro corazón está inquieto, hasta que no descansa en Ti.”

“Los invito a intensificar su camino de fe en Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo. Ustedes son el futuro de la sociedad y de la Iglesia”

“Existe un momento en la juventud en que cada uno se pregunta: ¿qué sentido tiene mi vida, qué finalidad, qué rumbo debo darle? Es una frase fundamental que puede turbar el ánimo, a veces, durante mucho tiempo. Se piensa cuál será nuestro trabajo, las relaciones sociales que hay que establecer, qué afectos hay que desarrollar… Si, el Señor me quiere, por ello me dará fuerza. Escuchándolo, estando con El, llego a ser yo mismo. No cuenta la realización de mis propios deseos, sino su voluntad. Así, la vida se vuelve auténtica.”

“Por eso, también yo, como Sucesor del ápostol Pedro, deseo confirmarlos en la fe”

“Mediante el Bautismo, somos miembros de esta gran familia, y es la fe profesada por la Iglesia la que asegura nuestra fe personal. <Cada creyente es como un eslabón en la gran cadena de los creyentes. Yo no puedo creer sin ser sostenido por la fe de los otros, y por mi fe yo contribuyo a sostener la fe de otros> (Catecismo de la Iglesia Católica, 166). Agradezcamos siempre al Señor el don de la Iglesia; ella nos hace progresar con seguridad en la fe, que nos da la verdadera vida”

“En la fe se encuentra la fuerza para vencer las propias debilidades y superar toda adversidad”

“Cristo no es un bien sólo para nosotros mismos, sino que es el bien más precioso que tenemos que compartir con los demás. En la era de la globalización, sean testigos de la esperanza cristiana en el mundo entero: son muchos los que desean recibir esta esperanza.”

“También ustedes, si creen, si saben vivir y dar testimonio de nuestra fe, serán un instrumento que ayudará a otros jóvenes como ustedes a econtrar el sentido y la alegría de la vida, que nace del encuentro con Cristo.”

“La elección de creer en Cristo y de seguirlo no es fácil. Se ve obstaculizada por nuestras infidelidades personales y por muchas voces que nos sugieren vías más fáciles. No se desanimen, busquen más bien el apoyo de la comunidad cristiana, el apoyo de la Iglesia”

“Queridos jóvenes, la Iglesia cuenta con ustedes”