Practica el bien

Hoy los invito a practicar el bien allí donde están, con las personas con las que se encuentran. Tener gestos de bondad, comprensión y amabilidad.

Seamos ejemplos de vida para los demás, al vernos de esa forma les llamará la atención y estaremos alentando a  las personas a imitar dichos gestos, y así contruir un mundo mejor. Por ejemplo:

Si te encuentras con tus padres, sé comprensivo con ellos, seguramente quieren lo mejor para ti, y hay que entender que no son perfectos, nadie es perfecto. Pero hacen lo que pueden, como pueden para que tú estés bien. El plan de Dios que nacieramos se pudo concretar a través de ellos, son los padres que permitieron que el plan de Dios se cumpla… Cuántos padres hoy en día no quieren dejar nacer a sus hijos! Los invito a estar agradecidos con ellos, y manifestarlo con actitudes de gratitud, comprension y ayuda a ellos.

Si te encuentran con amigos, también te invito a transmitir la luz de la fe y del amor de Dios que hay en nuestros corazones. Aunque no hablemos expresamente de la Iglesia o de la religión, nuestras actitudes manifestarán nuestras creencias, la fuerza del Espíritu en nuestro corazón nos guiará para que podamos ser dignos ejemplos de vida para ellos.

Si estás en la escuela o universidad, te invito a estar feliz solo por ese hecho… cuántos chicos y chicas quisieran tener esa oportunidad de estudiar pero no pueden,,,, por cuestiones físicas, o económicas,,, Seamos agradecidos y hagamos nuestro mejor esfuerzo en los estudios.

Si estás en la Iglesia,  si tienes la bendición de poder colaborar en algún grupo de opración, en las Misas, o en alguna actividad, hazlo con alegría y siéntete orgulloso de poder realizar una tarea tan noble como esa. Dios te elijió para que estés en ese lugar.

Si estás en tu casa, trata de aprovechar el tiempo, realizando tareas para la gloria de Dios. En definitiva, intentemos vivir según Su Voluntad, que es que seamos felices. Amen! (así sea!)

Autora: Marilyn

Miedo al dolor

 

“Las personas que son débiles espiritualmente tienen mucho temor a debilitarse. Se sienten frágiles, y por eso creen que se pueden desgastar y enfermar por cualquier cosa”

“Además, como están pendientes de cualquier dolor o molestia, cuando comienzan a sentir algo fuera de lugar, le dan demasiada importancia y comienzan a echarle la culpa a los demás, al trabajo, a la vida”

“Eso los lleva a reducir su actividad y sus contactos, a refugiarse en su pequeño mundo, a evitar los esfuerzos. Es como si renunciaran a vivir. Pero así las molestias se les hacen más grandes todavía, porque pasan a ser lo único que existe para ellos.”

“Cuando sentimos que nos está sucediendo algo así, tenemos que buscar la presencia del Todopoderoso, para pedirle que cure ese miedo enfermizo y que nos haga fuertes por dentro.

“La gracia de Dios nos puede llenar de seguridad, el poder del Espíritu nos puede levantar e impulsar mucho más que nuestras fuerzas naturales.”

“Es imposible vivir sin dolores o molestias. Lo importante es no estar demasiado atentos a esas perturbaciones y saber que sólo son una parte de la vida. El dolor no es algo absoluto, no lo es todo. La vida vale la pena también en medio de algunas molestias.”

“De hecho, hay mucha gente sabia que ha aprendido a vivir en paz durante muchos años en medio de dolores y enfermedades. Las personas sabias no permiten que un dolor las limite. Así evitan que la angustia las enferme más todavía, y con esa actitud pueden facilitar la curación.”

“La clave está en dejar de resistirse a las molestias. Cuando no nos resistimos, no nos llenamos de tensiones, las tomamos como algo relativo y secundario. Con el poder de Dios podemos enfrentarlo todo, y El puede ser nuestro Salvador también cuando sintamos dolores y molestias.”

Fuente: Libro “Para protegerte de la envidia y liberarte de los miedos”

 

No dejes que el miedo te encadene. Dios te libera…

“Al cansado da vigor, y al que no tiene fuerzas le aumenta la energía… A los que esperan en el Señor, él les renueva el vigor. Subirán con alas de águila. Correrán sin fatigarse y andarán sin cansarse.” (Is 40, 29-31)

 

 

Acéptate como eres

A veces sentimos que podríamos vivir mejor. Quizás con mejores hábitos, horarios, más responsables, menos holgazanes, con más entusiasmo, más organizados, sin contratiempos ni obstáculos….

Pero… siempre aparece algo en nuestra vida,,, creo que la clave está en no querer ser perfectos, aceptar nuestras limitaciones. No forzarnos a hacer todo bien, sin ningún error, sino aceptar que nos podemos equivocar, que podemos hacer las cosas según nuestras posiblidades en ese momento. Hagamos lo mejor que podamos independientemente del resultado, eso es lo valioso. Aceptar los límites que tenemos, aceptarnos así como somos. Y así, de esa forma, viviremos mas tranquilos, menos exigidos. Mas felices…

 

Por ejemplo: he conocido personas que les costaba mucho estudiar, y realmente tenían que hacer un gran esfuerzo para prepararse para un examen. Pero me sorprendía al ver su actitud: estudiaba, aunque tardara más tiempo en entender. Dedicaba su tiempo, con paciencia, para que su estudio sea lo mejor posible, aunque le costara.. Admirable.

 

Y me hizo reflexionar, ,, si esa persona puede eforzarse felizmente de tal forma, creo que todos podemos seguir su ejemplo. Poner lo mejor de nosotros para vivir nuestra vida, aunque cueste, aunque tardemos más tiempo en lograr algo, aunque tengamos ciertas debilidades u obstáculos. Paciencia,, acéptate como eres y continúa camino. Todo saldrá bien.

Un abrazo grande,

Marilyn

El qué dirán

 

“Hay quienes sufren mucho porque necesitan que los demás los aprueben y los valoren. Por eso tienen mucho temor a las críticas y a los comentarios de los envidiosos. Olvidan que lo único importante es la mirada del Señor, que nos ama, comprende nuestras debilidades y conoce todo lo bueno que hay en nosotros. Si le pedimos a Dios que sane nuestro orgullo con su mirada, entonces dejará de perturbarnos lo que digan los envidiosos, y no seremos esclavos del que dirán.”

“Es bueno pedirle al Señor que toque nuestro corazón y nos regale una profunda humildad, que nos haga descubrir que no somos tan importantes como para preocuparnos tanto por lo que digan de nosotros”

Fuente: Libro “Para protegerte de la envidia y liberarte de los miedos”

 

A veces nos comportamos de cierta forma pensando solamente en lo que dirán de nosotros. O hablamos de tal manera para tratar de ser aceptado por un grupo. O nos incorporamos a actividades que no nos agradan para evitar que nos critiquen. Pero….cómo eres realmente tú?

 

Dios te creo único e irrepetible, eres su obra más preciada, El conoce todas tus virtudes y ve en lo profundo de tu corazón. Por eso no temas a las críticas, a los comentarios de personas envidiosas, etc. Porque lo importante es lo que Dios ve, lo que El piensa de ti, lo que El diría de ti, y no las opiniones de personas que no te conocen en verdad.

También nos ayudaría cultivar una actitud de humildad, al igual que Jesús. De esa forma evitaremos que nos afecten esas críticas o comentarios negativos sobre nuestra persona. Porque podremos mirarlos de frente, sin miedo, y ya no con una mirada de rencor y odio, sino de amor y perdón. Para ayudarnos a lograr esta hermosa virtud de la humildad, recordemos estas valiosas palabras:

No se dejen llamar Maestro, porque no tienen más que un Maestro, y todos ustedes son hermanos…Tampoco se dejen ustedes llamar Guía, porque ustedes no tienen más Guía que Cristo. El más grande entre ustedes se hará el servidor de todos. Porque el que se pone por encima, será humillado, y el que se rebaja, será puesto en alto.” (Mt 23, 8-12)

Autora: Marilyn

¡Feliz día de la Primavera!

Hoy celebramos el Día de la Primavera en Argentina

Comienza mi estación preferida!

Hermosa época del año, las flores comienzan a mostrar su belleza, despliegan con plenitud su color vibrante para alegrar el paisaje.

La brisa suave y cálida, se desliza suavemente por el rostro, durante una noche maravillosa bajo un cielo cubierto de deslumbrantes estrellas. Un cielo azul profundo nos invita a contemplar tan preciosa imagen.

Los jazmines con su delicioso aroma, dulce y fresco,  invitan a disfrutar…

Los verdes intensos completan los jardines, donde antes cubrían los colores mieles… Bienvenida hermosa Primavera!! Autora: Marilyn

https://sentirsefeliz.wordpress.com/2011/09/21/la-primavera-el-mundo-se-embellece-para-ti/

Volver a empezar

Puedes volver a empezar! Volver a intentar.
Si estas pasando por un momento difícil, una situación que no esperabas…. Ten paciencia, tómalo con tranquilidad, pide ayuda al Señor y te ayudará. Si verdaderamente lo pones en manos del Señor, la solución vendrá cómo El quiera, cuando El quiera, y será lo mejor para ti. Así como un padre ayuda a su hijo, esperando el mejor momento y buscando la mejor forma, así nos ayuda Dios Padre también. El quiere que seamos felices, que nuestra vida sea gozo y vitalidad, que vivamos alegres y bendecidos.

 

Y cuando haya situaciones difíciles o inesperadas, El nos ayudará, nos sostendrá con Su mano poderosa, no dejará que caigamos, El no permitirá que nos demos por vencidos. Cuán dichosos somos de conocer Su Amor! Cuán bendecidos somos de poder experimentar su gran compasión! Es realmente una gran bendición.

 

Hoy deseo transmitirles un mensaje de valentía, decirles que no se den por vencidos, y si se encuentran ante un obstáculo intenten superarlo, pidan ayuda, hagan esfuerzo, oren al Señor, y de a poco se solucionará según la voluntad de Dios. Cuentan con mi amistad. Marilyn

 

“Yo seguiré adelante atravesanmdo miedos. Sabe Dios que nunca es tarde” (letra de la canción “Volver a empezar” de Lerner)

El Amor de Dios

El Amor de Dios es maravilloso! Te invito a conocerlo! Solo tienes que abrir tu corazón y disponerte para recibirlo. Con un simple gesto de cerrar los ojos y pedir que venga Su Espíritu Santo con poder y derribe toda cadena o miedos. Sentirás Su gran poder liberador en tu vida.

El amor de Dios sana. Es un amor único y especial que no te lo podrá dar nadie, ni un amigo ni un novio…solo El. Es un amor incondicional, que te dice “Yo te amo” “Te amo tal cual eres” “Eres muy valioso para mi”

Los quiero! Marilyn

Cuerpo, mente y espíritu

 

Hoy los invito a reflexionar sobre los tres componentes de nuestro ser y los cuidados que debemos tener, para así tener una vida plena y feliz.

Somos cuerpo, mente y espíritu. Es importante recordarlo e intentar cultivar, cuidar y prestar debida atención a cada una de ellas.

 

¿Cómo cuido el cuerpo?

Debes estar atento. Si tienes una debilidad en alguna parte de tu cuerpo, cuídala, ve al medico, él te indicará que debes hacer. Quizás te de alguna medicación por un tiempo que alivie el dolor, o tal vez te indique ejercicios físicos específicos para esa área que te molesta. Si el problema es alimenticio, consulta a un especialista y trata de ir cambiando tus hábitos para mejorar. Por ejemplo: intenta alimentarte en los horarios adecuados, tener una dieta rica en nurtientes y variada, no seguir estrictas dietas por belleza o moda, y por sobre todo, amarte así como eres, porque eres un ser único y especial.

 

¿Cómo cuido la mente?

Dedica parte de tu tiempo al estudio, ya sea de la escuela, universidad o algún curso o material nuevo que te interese. También puedes leer un libro interesante, una novela atrapante, o simplemente aprender sobre eso que siempre quisiste pero nunca buscaste un espacio en tu tiempo para hacerlo. También es necesario tratar de eliminar los pensamientos negativos: sobre nosotros mismos o sobre otras personas.  Intentemos ver el lado positivo de las cosas, y si hay algunas cuestiones para mejorar, pues empieza de a poco, e irás mejorando cada día un poco más. Cuentas con mi apoyo! Ánimo!

 

¿Cómo cuido el espíritu?

Es importante tomar un tiempo por día para estar en oración. Es decir, para estar con el Señor, nuestro Dios. En ese momento podrás  Su gran Amor incondicional y experimentar cómo nos abraza con Su gran compasión y misericordia. Te envolverá Su fuerza y su vitalidad y eso dará la fuerza para seguir y mejorar todos los aspectos de nuestra vida que necesitan un cambio. Solo cierra tus ojos, y dispone tu corazón para recibir a Dios, no es necesario recitar complicadas oraciones. Dios te ayudará si se lo pides. Porque El te ama.

También te recomiendo que participes en un grupo de oración. Hay muchos grupos de oración juveniles, puedes preguntar en la Iglesia cerca de tu casa. Recomiendo los grupos de la Renovación Carismática Católica, movimiento perteneciente a la Iglesia Católica, aprobado por el Papa. Allí se experimenta intensamente la prescencia del Espíritu Santo, se manifiesta con su gran poder sanador y liberador, es de mucha bendición!. Además muchos grupos tienen entretenidas dinámicas y juegos para participar, enseñanzas, y lo más importante un tiempo de oración comunitaria para enriquecer nuestra alma con el aporte de nuestros hermanos en Dios. Te sentirás mucho mejor y seguramente harás nuevos amigos también!

https://sentirsefeliz.wordpress.com/2011/08/22/%C2%BFque-es-la-renovacion-carismatica-catolica/

 

 

Te invito a poner en práctica estos consejos! De a poco puedes mejorar si te lo propones! Intenta hacer pequeñas modificaciones a tu rutina y luego puedes ir incorporando nuevos cambios que te harán sentir mucho mejor.

Un abrazo grande! Los quiero,

Marilyn

Caminando por la vida

 

A veces hay situaciones difíciles en la vida que no sabemos como hacer para salir o que realmente se nos complica. Puede ser quizás alguna herida del pasado: algún rechazo de alguien que amabas o de un grupo al cual querías pertenecer y no te aceptaron. O quizás es algo que quieres mejorar desde hace un tiempo pero te cuesta mucho porque ya has tomado un hábito erróneo, y los hábitos son difíciles de cambiar rápidamente como tú quieres, requiere un tiempo de paciencia y perseverancia para ver los frutos del cambio completo. Puedes haber pasado un momento de angustia, o de profunda tristeza en tu vida… sea cual fuere el motivo de esa sensacion extraña que sientes en tu corazón, hoy te quiero decir unas palabras….

 

Podemos pensar que no entendemos la vida, que no comprendemos cómo hay personas que parece que no les cuesta nada, que lo tienen todo y a nosotros nos cuesta mucho avanzar. Caemos y lloramos, pensamos en darnos por vencidos y abandonar aunque no queremos realmente eso.. Pero lo pensamos en ciertos momentos de crisis y desesperación, en momentos de impotencia…

 

Somos un niño aprendiendo a caminar, ese niño eres tú en este momento. Y Dios es nuestro Padre Celestial y quiere que caminemos por nuestros propios medios, aunque eso signifique que nos caigamos y quizás duela la caída, tal vez lloremos y gritemos: “Padre, porque no me ayudas? acaso no me quieres?”. Pero en realidad, si nos quiere, y mucho, por eso deja que lo hagamos por nuestros medios. El está al lado nuestro, nos cuida, no va a dejar que hagamos mas esfuerzo del que podamos hacer, El nos ayudará. Pero dejará que hagamos lo que podemos primero. Son los pasos que hay que dar en la vida para fortalecerse, para madurar. Recuerda que sin esfuerzo no hay fortaleza.

 

Si caes, puedes llorar, luego limpia tus mejillas y levántate una vez más para seguir caminando. Caer está permitido, levantarse es obligatorio.

Marilyn.