La ayuda de la medicina

 

Hola queridos lectores,

Hoy me gustaría recordar la importancia de la medicina en nuestra sanación, tanto física como emocional.

La importancia de la medicina

A veces pensamos que solamente la oración nos sanará esa enfermedad o dolor, esa angustia que sentimos,  depresión,  tristeza, o alguna dificultad. Es cierto que puede pasar eso, que Dios nos manifieste Su gran poder sanador y quedemos sanos al instante durante una oración (y hay muchos casos prueba de esto). Y es verdad que para Dios nada es imposible.

 

A lo que me refiero es que muchas veces seguimos con la misma dificultad, orando y orando y no vemos que la medicina también nos puede ayudar. No vemos que la medicina, los médicos y los especialistas en salud mental son instrumentos de Dios para nuestra sanación.

 

Recomiendo orar mucho antes de presentarte con un médico. Para que Dios nos ayude primero a encontrar al médico que nos ayudará a sanar. Y luego, orar antes de ir a su encuentro, para que Dios lo inspire para realizar el tratamiento adecuado de la mejor forma,  para que nos diga las palabras que necesitamos que oír y si fuera necesario, nos recete el medicamento que es el correcto para nuestra sanación.

 

Creo firmemente que la sanación proviene de dos fuentes: de Dios y de la medicina. Y creo que lo que une a esas dos fuentes es nuestra voluntad, porque por más que pidamos a Dios y vayamos al médico, tenemos que poner esfuerzo para sanar, corrijiendo e intentando lo que podamos hacer por poco que parezca (quizas empezar la modificación de algún hábito).

 

Te aseguro que Dios te va sanar, solo hay que tener paciencia, se hará en el tiempo de Dios. Hay sanaciones instantáneas por obra de la gracia de Dios, pero tambien hay procesos de sanación. Un proceso, es decir, un camino que hay que ir transitando. Ten fe, ten paciencia, se logrará.

 

Recuerda siempre que hoy en día la medicina está muy avanzada y para Dios nada es imposible, ninguna enfermedad fisica o mental es mas fuerte que el gran poder sanador y liberador de nuestro Señor.

 

Alabado seas Señor por ser nuestro Salvador!

Autora: Marilyn

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: